martes, 9 de diciembre de 2008

Combitos armamentistas

- ¿Qué hay de malo?
Canciller afirma que Chile debería reducir compra de armas: ¿Y? ¿Desde cuándo plantear al vecino reducir la compra de armas es una intromisión? Las armas apuntan para este lado. Lógico es negociar.

- Canon militar
Ahora, bien. Si hay tanto malestar allende Tacna por una propuesta así, pues ni modo. El Perú puede tomar medidas también. Tocará pensar en medidas similares a la "ley del cobre". Ojalá que entonces cumplan con el precedente que están creando y respeten lo que sólo será un tema interno peruano. Les responderemos como responden ahora: que no se metan.

- Riesgo por negociar
Se corre un riesgo cuando se propone a una contraparte una negociación, y es que ésta la rechace y quede interpretada como una señal de debilidad. Más aún, te pueden matar al mensajero (como en la primera escena de Gladiator, que los germanos le matan al mensajero a los romanos), en este caso, al canciller peruano, sobre quien caen los ataques de las autoridades y periodistas del país vecino. Bueno, son los riesgos de este curso de acción. Ni modo. Toca pasar a la siguiente etapa. Se hizo el intento.

- Dilema del prisionero
Es lo que demuestra la teoría de juegos. Cada uno va a lo suyo, y al final se llega al peor resultado para ambas partes. En nuestro caso, nosotros como nuestros vecinos somos más sofisticados que eso (esperemos). Si ellos insisten en no negociar es porque evalúan que pueden conservar su ventaja económico-estratégica. Y al parecer, efectivamente, es más fuerte la oposición a la "ley Giampietri" en el Perú, que la propuesta de cambiar la "ley del cobre" en Chile. Dadas estas señales, ¿para qué ellos van sentarse a la mesa a negociar?

- No es momento de callarse
Discrepo con el director de Correo, aquí, con que el canciller peruano se fue de boca. No. Ya está puesta en la mesa la "ley Giampietri", que dada la negativa chilena a negociar, tiene aún más sentido. Dada la destitución de Donayre, no es momento de hacer más concesiones al vecino picante. Toca plantear los temas de fondo en la relación bilateral. Si están irritables, eso ya es un problema interno de ellos.

- Cedió con los empresarios, ¿ahora con los militares?
Después de haber anunciado que la economía peruana estaba "blindada", el presidente García cambió de discurso y ahora anuncia a las carreras un fiscalazo. ¿Hará lo mismo con el evidentemente descontento estamento militar? La seguridad nacional no parece estar tan "blindada" como supuestamente lo estaba la economía...

- ¿No se dan cuenta?
Alguien está con una cámara filmando una reunión privada, ¿nadie dice nada dentro de la reunión? Hay una delegación peruana "bolivariana" de viaje a Quito, con alguien filmando, ¿normal se dejan filmar? Como para no dejar que nadie lo filme a uno y si lo filman, para no decir nada.

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal